Las ‘peleas’ y los ‘piques’ entre los conductores acostumbrados a los cambios manuales y los que conducen con caja de cambios automática son más que habituales. Que si así se conduce mejor, que si así es más fácil, y toda clase de argumentos.

Si no te decantas por ningún bando pero tampoco sabes qué coche elegir, lo mejor es que te pares a pensar por dónde vas a conducir, cuáles van a ser tus trayectos más habituales. Si eres conductor urbanita, lo tuyo es un coche automático, ya que no tendrás que estar pensando todo el rato en cambiar de marcha. Si lo tuyo es la carretera y los viajes más largos, el cambio manual se adapta a tus necesidades.

Si estas razones no te parecen suficientes, echa un vistazo a la siguiente lista de los pros y contras de cada uno de los tipos de cajas de cambios.

Cambio manual:

Ventajas

  • Controlas más el coche.
  • Es más barato.
  • Tienes más motores para elegir.

Inconvenientes

  • Consume más que la caja de cambios automática.
  • Usar una caja de cambios manual es una tarea más compleja.

 

Cambio automático:

Ventajas

  • Es muy cómodo.
  • El consumo es menor.
  • El coche circula de forma más eficiente. Motor y carburante van a un ritmo optimizado.

Inconvenientes

  • Es más caro, tanto a la hora de comprarlo como de hacerle cualquier reparación.

 

Elegir así es mucho más fácil, ¿verdad?

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×