DGT abre la posibilidad de que las bicis tengan licencia, matrícula y seguro

Con una encuesta previa la Dirección General de Tráfico (DGT) quiso conocer la opinión de los usuarios, acerca del deber de los ciclistas de sacarse un carnet de conducir para circular con su bici. Un punto de partida por el que se puede dar ahora un paso adelante para garantizar tal como eximen, la máxima seguridad y convivencia con el resto de vehículos.

DGT ha comenzado a estudiar la idea de que se tengan que matricular las bicicletas, obligar a los ciclistas a disponer de un permiso de circulación, además de establecer la necesidad de contar con un seguro obligatorio. Tres exigencias sobre las que se preguntaba recientemente a diversos colectivos y usuarios de la bicicleta. Bajo la premisa, ‘La DGT quiere contar con tu opinión, se ponía con esta encuesta en la tesitura a los usuarios de si estos estarían a favor de la existencia de una ley para la obtención del permiso de circulación ciclista. Un proceder algo peculiar que ha dejado multitud de opiniones y nada de indiferencia.

Los más críticos, resaltan que estos planteamientos no se incluyeran en la Reforma de la Ley de Tráfico, siendo excépticos a que ahora suenen en el tramo final del mandado dirigido por María Seguí, además de ver en ello una forma más de recaudación encubierta de seguridad vial. Sin embargo desde DGT y tal como han recalcado recientemente en el encuentro de ciclistas convocado, se tiene una auténtica “preocupación” por la convivencia de las bicicletas con el resto de vehículos, así como los datos de siniestralidad.

El caso de Francia con la bicicleta

Para incentivar la ‘cultura de la bicicleta‘ ofreciendo seguridad e igualdad de condiciones, se tiene en mente, estas tres propuestas que cada vez cobran más fuerza, aún con críticas de los colectivos ciclistas a la cabeza, que consideran mucho más útil la elaboración de políticas de fomento de la movilidad ciclista y no un posible nuevo intento recaudatorio. Una medida que nos aleja de otros países europeos, como el caso de Francia en donde el gobierno subvenciona con 40 euros al mes a los que utilizan la bicicleta diariamente para ir a sus lugares de trabajo. Una paga extra de 25 céntimos de euro por kilómetro de pedaleo que deja constancia de la preocupación que se tiene por el colectivo en este país.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×