DGT busca imponer el límite 30 en ciudades

Con esta idea pensada para el futuro, la Dirección General de Tráfico (DGT) arriesga más que nunca en la drástica opción, que a su juicio funcionaría, para reducir los accidentes en vías urbanas. Se pretende incentivar los desplazamientos en bici y a pie en detrimento del uso de vehículos a motor.

Los límites de velocidad siempre resultan objeto de debate. Con la hipotética subida en algunos tramos estudiados del límite 130 en vías rápidas que todavía está pendiente de ser efectiva, aparece un nuevo planteamiento para obtener el objetivo de ‘cero fallecidos en las carreteras‘. Y la forma de lograr esta realidad que de primeras puede parecer una quimera, se basaría en imponer el límite de 30 km/h en ciudad en todas las vías y sino al menos en aquéllas que tienen un único carril o uno solo, para cada sentido.

Este planteamiento lanzado por María Seguí, directora de Tráfico, ha surgido del ejemplo tomado de Melilla, ciudad que cuenta con un programa de ‘entorno seguro’ que facilita el traslado a pie de los niños al colegio, el cual potencia la utilización de la bicicleta como medio de transporte. Un ejemplo al que le falta la implantación del límite 30, pero que según la directora de Tráfico, es la mejor muestra en cuanto a seguridad vial.

Idea recurrente contra la accidentalidad

La hipotética idea de hacer que la conducción sea más segura en ciudades y para ello el hecho de reducir sus límites, no es una idea nueva y ya hace tiempo la UE planteó la posibilidad de imponer los 30 km/h en las calles. Con la mera posibilidad, puesta de nuevo sobre la mesa el debate se reabre y la idea toma más conciencia que nunca de cara a un futuro más seguro en las urbes.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×