La polémica medida que se contempla en la nueva Ley de Tráfico del uso obligatorio del casco en ciudad para los ciclistas, cada vez se va definiendo más y marcando no sólo las excepciones sino también lo pactado definitivamente para el futuro más seguro.

Después de muchos comentarios, manifestaciones en contra y conjeturas, finalmente el casco obligatorio para los ciclistas en ciudad, no será para todos igual. La necesidad imperiosa de llevarlo por seguridad no afectará ni a todo el mundo ni tampoco a todos los menores, contemplándose y fijando la edad de 16 años como la marca indiscutible que obligará o no a su uso. De esta manera sólo los ciclistas con esa edad o inferior a ella, serán los que tengan que llevar el casco en vías urbanas tal como lo recoge el próximo proyecto de ley de Seguridad Vial.

Un paso bastante notable si se tiene en cuenta que en un principio el Gobierno quería poner como normal general el uso del casco obligatorio para todo ciclista que estuviese en ciudad y posteriormente rebajó sus pretensiones, sin llegar del todo a renunciar a esa posibilidad en un futuro, para los menores de 18 años, que también ahora ha sufrido la última y parece ser que definitiva modificación.

Un cambio que ha causado cierta sorpresa y todo tipo de reacciones, dado que se sigue manteniendo que es un elemento que no resulta obligatorio en otras ciudades europeas que utilizan en mayor medida este medio como transporte regular y que puede ser un elemento disuasorio para que se reduzca esta práctica que a la vez se intenta fomentar en las ciudades para que sean más sostenibles.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×