Puede resultarnos asombroso o realmente de mal gusto el hecho de que una multa llegue a una persona que ha fallecido. La historia se convierte en más irreal cuando la persona en cuestión fallecida lo hizo hace más de 20 años y ahora es justo el momento en el que le llega la multa de tráfico.

Esto que puede parecernos inventado, sin embargo es del todo real y tiene unos claros protagonistas: la familia de Manuel José Lara Callejas que han visto perplejos como les ha llegado recientemente a casa una multa por exceso de velocidad del conductor que falleció a causa de un accidente laboral, hecho que al parecer, pasó por alto en Tráfico.

Sin embargo este error al parecer no recae en la Dirección General de Tráfico y tiene su origen -igual de irreal- en una empresa de alquiler de vehículos que transcribió mal el DNI de un cliente e hizo con esta acción responsable de la infracción al fallecido Manuel José Lara Callejas. Un episodio a todas luces desagradable que parece de primeras una cruel broma macabra.

 

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×