La nueva normativa de Europa sobre repuestos obliga a los fabricantes a dar unas coberturas más amplias y los priva de la exclusividad en las reparaciones.

¡Europa da marcha atrás y salva del desguace a miles de coches gasolina y diésel!

Foto: elespanol.com/invertia

En paralelo a la electrificación del automóvil, que pretendía mandar al desguace a millones de automóviles en perfecto orden de marcha por el único pecado de tener un motor de gasolina o diésel bajo el capó, Bruselas parece estar desandando parte de lo andado y hace un guiño a los propietarios de millones de coches de combustión que aún quedan en Europa.

 

El precio de achatarrar

Bruselas parece haber recapacitado y haber analizado el coste real –ecológico y económico– del achatarramiento de millones de coches y su sustitución por coches nuevos híbridos o eléctricos.

 

Europa no puede permitirse achatarrar millones de coches

Para evitar malentendidos, Bruselas no ha echado atrás por el momento la normativa relacionada con la electrificación del automóvil ni los plazos que dicen que en 2035 y en 2050 se prohibirá la venta y circulación de los coches de combustión, sino que ha sido mucho más sutil y vía la ley de garantías y derechos de los consumidores obligará a los fabricantes a ofrecer reparaciones y repuestos para los vehículos durante más tiempo.

 

Derecho a arreglar

En este caso la conocida como ley del derecho a reparar, se aplicará tanto a electrodomésticos como a automóviles y afecta desde varios puntos de vista. Por un lado los fabricantes estarán obligados a ofrecer repuestos de todas las piezas de los automóviles durante más años.

 

Los fabricantes en Europa deben ofrecer repuestos de todas las piezas de los coches

Ya no vale la excusa de que es más barato cambiar un coche por uno nuevo que arreglarlo, sino que se deben asegurar las reparaciones durante la vida útil del vehículo. Pero la normativa, que deberá entrar en vigor en menos de dos años, va mucho más allá y les obliga a vender repuestos a terceros para la reparación de los coches.

 

Vender repuestos y… herramientas

Del mismo modo está prohibida la utilización de herramienta exclusiva o de software ‘cerrado’ que impida las reparaciones en talleres que no pertenezcan a su red. Además, obliga a que todas las reparaciones tengan un año extra de garantía oficial.

Una normativa que asegura la utilización de los automóviles gasolina y diésel durante más años, lo que supone un importante balón de oxígeno por parte de Bruselas.

 

 

Fuente: eldebate.com

 

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Europa dividida ¿Se salvarán finalmente los coches diésel y gasolina?

¡El límite de velocidad a debate en Europa! ¿Límite de 150 km/h?

¡Europa cede y permitirá los motores de combustión más allá de 2035!