El Parlamento Europeo ha aprobado un  paquete de medidas que pretenden establecer una serie de reglas básicas y mínimas que toda inspección técnica de ITV tienen que tener todos los países de la Unión Europea. El objetivo es ofrecer garantías, calidad e igualdad en todos los territorios aunque luego cada Estado tiene capacidad para poner sus propias medidas más estrictas.

Las medidas que afectarán a ciclomotores, motocicletas, turismos y furgonetas se desligan de fronteras para ofrecer un paquete de normas que serán básicos a la hora de la inspección técnica de los vehículos. Un resultado que ha tardado bastante tiempo en llegar pero que era una de los objetivos que con más interés se perseguía en el Parlamento Europeo. Esto simplificará los requisitos a la hora de matricular un vehículo en otro país de la Unión Europea y obligará a cualquiera de estos estados miembro a reconocer todo certificado válido emitido por otro Estado miembro.

Especial insistencia en vehículos comerciales

Entre uno de los puntos que supone más novedad dentro de este cómputo de medidas es la insistencia de que las autoridades deberán someter cada año a inspecciones técnicas en carretera, al menos, al 5% de los vehículos comerciales de toda Europa. Un procedimiento para garantizar seguridad vial ante todo y que hará que los Estados miembro realicen sus propias clasificaciones, premiando o castigando a las firmas según los resultados que se verifiquen con estos controles.

Un paso más para lograr una mayor integración entre los países de la Unión Europa, evitando que las fronteras sean un bache que no sólo entorpezca los temas relacionados con multas de tráfico, sino la calidad de los vehículos que circulan por sus carreteras.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×