Puede que el dicho popular de que ‘el hombre es el único animal que tropieza dos veces en la misma piedra’ tenga los días contados, por lo menos en lo que se refiere a materia de radares y multas. Y es que el hecho de tener que pagar cuando se sanciona por cometer una infracción termina por volver más responsables a los conductores. Si a esto le aportamos un motivo más, como la aparición de radares fijos, último modelo, que tendrán un sistema de aviso a patrulla en caso de infracción, nos quedan dos caminos: o se multiplican las multas o los conductores relegan para siempre lo que es el hecho de cometer una infracción.

Sinceramente, nos decantamos más por la primera opción, dado que aunque sí que es cierto que ante el miedo, el hombre reacciona con más cautela, evitar en la totalidad estos comportamientos, todavía queda muy lejos de la labor humana. Por ello, viendo que la cosa va para largo, en Orense no van a escatimar en medios para potenciar sus radares y que sean más efectivos. Es por ello que en los próximos días o semanas, se establezca en los radares fijos un sistema de aviso a la patrulla más cercana en caso de una infracción detectada a un vehículo extranjero.

Su explicación reside en que estos conductores que vienen de fuera, cometen en muchos casos excesos de velocidad realmente graves en las carreteras de la provincia y resulta complicado su detención, notificación de infracción y pago, debido a que los no residentes en España tienen que abonar la denuncia al momento y en demasiadas ocasiones se logran escapar.

Así, de esta manera se pretende a base de más control, conseguir que los que cometan infracciones no salgan airosos y terminen pagando sus multas, sean de la nacionalidad que sean, y procedan de aquí o del extranjero. La crisis y las normas están para todos.

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×