Cada año, una media de 20.000 conductores se quedan sin el permiso en España por agotar el crédito de puntos en el carnet.

Un trabajador que pierde los puntos del carnet de conducir puede ser despedido por su empresa

Foto: businessinsider.es

En España, cada año unos 20.000 conductores de media pierden el carnet por agotar el crédito de puntos. Desde que se implementó esta modalidad de licencia en 2006, 289.825 conductores hasta el 30 de junio de 2021, en vísperas de la celebración del decimoquinto aniversario de su existencia, se habían quedado con el casillero a cero.

La pérdida total de puntos supone automáticamente la supresión de la autorización administrativa que habilita para conducir y la necesidad de obtener un nuevo permiso para recuperarla.

 

Recuperar el carnet no es algo que se pueda hacer de hoy para mañana

La normativa de la Dirección General de Tráfico (DGT) establece que se debe realizar un curso de sensibilización y reeducación vial de 24 horas lectivas y superar una prueba teórica sobre dichos contenidos.

Ahora bien, el plazo para realizar el examen desde que se recibe la notificación de la pérdida total de puntos es de seis meses (tres para los conductores profesionales) lo que en ocasiones supone un problema desde el punto de vista laboral.

 

Cada año miles de conductores pierden el carnet en España al agotar el crédito de puntos

La pérdida de todos los puntos del carnet puede suponer un grave impedimento para los conductores que necesitan el coche para desplazarse hasta su centro de trabajo.

Sobre todo, en aquellos casos en los que el transporte público no resulta una alternativa, ya sea por razones horarias o de itinerario. El empleado que se encuentra en una situación así recurre normalmente a un familiar, amigo o compañero de trabajo que le acerque al centro de trabajo.

 

Recuperar el carnet por pérdida de puntos es un proceso que se alarga durante seis meses como mínimo

La situación es más complicada cuando el trabajador tiene que conducir un vehículo para desempeñar su jornada laboral. Afecta tanto a los conductores profesionales, como es el caso de camioneros o taxistas, como también a aquellos empleados que necesitan el coche para efectuar desplazamientos puntuales durante su jornada laboral. Cuando esto ocurre, al trabajador le asalta una duda recurrente: ¿le pueden despedir por haber perdido el carnet de conducir?

La respuesta es ambigua, pues si bien en algunos casos está claro que sí en otros dependerá de diversos factores. Si el convenio refleja implícitamente como causa de despido la pérdida de todos los puntos del carnet de conducir no hay que darle más vueltas.

 

Resulta evidente que es una causa objetiva para poner fin a la relación laboral

Lo mismo ocurre cuando la licencia es imprescindible para desarrollar el trabajo por el cual ha sido contratado el empleado. Así lo recoge el artículo 52 del Estatuto de los Trabajadores. Tanto en un caso como en el otro el trabajador deberá ser indemnizado con 20 días de salario por año trabajado con un máximo de 12 mensualidades.

 

Algunos convenios contemplan que un empleado puede ser despedido si pierde la licencia de conducir

Cuando la pérdida del carnet se produce durante la jornada laboral, al dar positivo en un control de alcoholemia, por ejemplo, el trabajador también puede ser despedido. La empresa puede alegar motivo de “indisciplina o desobediencia en el trabajo, transgresión de la buena fe contractual, y más concretamente por embriaguez”, que son algunos de los supuestos recogidos en el artículo 54.2 del Estatuto de los Trabajadores.

Al tratarse de un despido disciplinario, al empleado no le corresponde ningún tipo de indemnización, aunque sí tiene derecho a percibir el finiquito y a la prestación por desempleo.

 

¿Qué pasa cuando el trabajador pierde todos los puntos del carnet y la licencia para conducir no es imprescindible para el desarrollo de la actividad?

Ante una situación como esta el empresario debería reubicar al empleado siempre y cuando existan puestos de trabajo que se puedan ocupar sin necesidad de hacer uso del carnet. El cambio podría revocarse una vez el trabajador recuperase la licencia para volver a realizar la actividad que ejercía antes de haberse quedado sin licencia de conducir.

En el supuesto de que el empresario rescindiera el contrato del trabajador existiendo la posibilidad de cambiar su rol dentro de la empresa el despido es improcedente. El empleado debería recibir entonces una indemnización de 33 días de salario por año trabajado hasta un tope de 24 mensualidades, como establece la normativa.

Fuente: lavanguardia.com/motor

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

¿Cómo es y en qué consiste el nuevo carnet de conducir digital?

¿Sabes que puedes conducir hasta en 53 países con el carnet español?

¿Por qué es más difícil tener todos los puntos del carnet?

¿Alguna Consulta?

Icono-telefono+34 915 23 23 15

¿Desea que le llamemos?

    Formulario de contacto ofrecido por 84Digital.com