Hoy ha quedado presentado el recurso contra la nueva ordenanza de movilidad sostenible de Madrid ante el Tribunal Superior de Justicia.

Recurrido el nuevo Madrid 360 de Almeida, una mala copia del antiguo Madrid Central de Carmena

Foto:marca.com/coches

Tal como se anunciara desde Pyramid Consulting tras la contestación, por parte del Ayuntamiento de Madrid, a las alegaciones presentadas en periodo de información pública al Proyecto inicial de modificación de la Ordenanza de Movilidad Sostenible de Madrid, se ha interpuesto recurso contencioso administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Lo hemos hecho junto con la Asociación de Vehículos Afectados por Restricciones Medioambientales – AVARM.

Tras la votación en el pleno del Ayuntamiento, el proyecto inicial fue definitivamente aprobado y publicado el día 21 de septiembre de 2021, entrando en vigor al día siguiente de su publicación, concediéndose un plazo de dos meses para la presentación de recurso contencioso-administrativo ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Vecinos, comerciantes, conductores, asociaciones … todos insatisfechos con el Ayuntamiento

En las alegaciones planteadas desde Pyramid Consulting, ya se ponía de manifiesto al Ayuntamiento de Madrid que las nuevas limitaciones propuestas seguían siendo tanto o más radicales que las previstas en la actual Ordenanza de Movilidad Sostenible.

La nueva Ordenanza no cumple con las condiciones mínimas de legalidad y seguridad jurídicas necesarias

Desde Pyramid Consulting mantenemos que la Ordenanza aprobada no cumple con las condiciones mínimas de legalidad y seguridad jurídicas necesarias, viéndose comprometidos principios tan esenciales como los de jerarquía normativa, irretroactividad, la propia seguridad jurídica o la protección de la confianza legítima, entre otros.

La entrada en vigor de la nueva Ordenanza de Movilidad ha generado una incertidumbre entre los ciudadanos sobre la previsibilidad de sus efectos, siendo esta una de las principales consecuencias de la falta de seguridad jurídica de la norma.

Impone duras restricciones el 1 de enero de 2022, sólo tres meses después de su entrada en vigor

La Disposición Transitoria Primera impone unas restricciones que serán efectivas a partir del 1 de enero de 2022, apenas tres meses después de su entrada en vigor.

Estas restricciones impedirán, a partir de esa fecha, que los vehículos con clasificación ambiental “A” que no cumplan los requisitos de encontrarse domiciliados en la ciudad de Madrid en el Registro de Vehículos de la Dirección General de Tráfico y figurar de alta en el Padrón del Impuesto de Vehículos del Ayuntamiento de Madrid antes de esa fecha, con independencia del domicilio de la persona titular, del motivo de movilidad y de su origen y destino, circulen por las vías urbanas dentro de la M30.

Prohibido circular cualquier coche con clasificación ambiental “A”

Por tanto, a partir de esa fecha un vehículo que aún no haya completado su vida útil (período de amortización económica), que suele fijarse en una media de 10 años, necesario para el desarrollo de la actividad en determinados sectores económicos, verá prohibido su acceso al término municipal de Madrid si no se encuentra “domiciliados en la ciudad de Madrid en el Registro de Vehículos y figurar de alta en el Padrón del IVTM del Ayuntamiento de Madrid”.

Estas medidas contienen elementos discriminatorios evidentes y dañinos

Desde Pyramid Consulting entendemos que esta medida contiene elementos discriminatorios para aquellas personas o empresas que por circunstancia de su actividad o domicilio no se encuentran registrados o domiciliados en la ciudad de Madrid.

Además, al tratarse de una medida que entra en vigor a apenas tres meses de su publicación, impide una adaptación paulatina de la norma a las actuales condiciones socioeconómicas, ejerciendo una presión insoportable sobre gran parte de los ciudadanos.

Las subvenciones insuficientes, las infraestructuras para el coche eléctrico nulas y después de una pandemia…

El año 2020 ha supuesto un duro revés para muchas economías, tanto familiares como empresariales, que se han visto fuertemente afectadas, por los efectos de la crisis sanitaria provocada por la COVID-19

Las subvenciones propuestas por el Ayuntamiento de Madrid para la renovación del parque automovilístico no son suficientes para la renovación a gran escala, dadas las circunstancias actuales.

Cientos de miles de ciudadanos verán “confiscado” su derecho a utilizar su vehículo

Los propietarios de vehículos con etiqueta ambiental A, particulares o profesionales, verán “confiscado” el derecho a utilizar su vehículo en el municipio de Madrid sin indemnización de ningún tipo.

El calendario de plazos planteado por la Ordenanza recurrida tiene como objetivo la renovación del parque automovilístico en un periodo corto y con unas medidas insuficientes; provocará que el cambio hacia el vehículo eléctrico, desemboque en un conflicto en la movilidad de la ciudad de Madrid contrario al fin último de la norma, que es facilitar la movilidad de los ciudadanos.

Vicente Ynzenga

Abogado

Pyramid Consulting

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Las cámaras de vigilancia ya apuntan al nuevo Madrid Central

La herencia de Madrid Central: cientos de miles de multas, anuladas

¿Qué pasa con las motos en el nuevo Madrid Central?

¿Alguna Consulta?

Icono-telefono+34 915 23 23 15

¿Desea que le llamemos?

    Formulario de contacto ofrecido por 84Digital.com