Hay veces en que conducir es tan monótono que aunque no tengamos sueño quedamos en un estado de escasa concentración y automatización de nuestros actos. Conducimos casi sin pensar y eso es un problema porque nuestra seguridad queda en peligro.

Ya sabes que conducir con sueño es algo que debes evitar a toda costa para que no haya ningún riesgo a la hora de conducir, pero si no puedes evitarlo, lo mejor que puedes hacer es hincharte a café o refrescos con cafeína. Si prefieres algo natural, la manzana es tu aliada.

Además, es mejor que vayas con compañía antes que solo, ya que te podrá dar conversación y estar atento donde tú no lo estás. La radio, música y bajar un poco la ventana para que te dé aire también son una solución.

En caso de que no puedas seguir conduciendo, párate en una estación de servicio para descansar un rato. Será la solución más eficaz para que tu seguridad no quede en jaque en ningún momento.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×