Consejos para evitar multas de tráfico en el extranjero

La conducción en otro país con sus costumbres y normas, puede en un momento puntual, ser la razón para que una multa de tráfico nos llegue derivada de una infracción. Frente a todo pronóstico, estas sanciones cometidas dentro de la Unión Europea, sí llegan a sus destinos, por lo que tanto si circulamos con vehículo de alquiler como en el nuestro, es conveniente prestar atención a una serie de puntos para no caer en infracciones.

Si al viajar al extranjero cometemos una infracción de tráfico y nos preguntamos si por alguna casualidad, ésta no llegará a nuestra casa y se perderá entre las fronteras, estamos ante una posibilidad remota, dado que los límites entre países resultan cada vez más invisibles. El acuerdo de la Unión Europea garantiza esta normativa y es por ello que las multas de tráfico sí llegarán a nuestras casas, aunque haya miles de kilómetros por medio.

Para estar bien informados y no caer en sanciones tópicas por el mero hecho de no conocer las vías ni costumbres de los países de visita, indicamos una serie de consejos muy obvios pero que no por ello se deben olvidar, ni mucho menos subestimar. Caer en una multa de tráfico en estos tiempos es demasiado fácil y más si pecamos en desconocimiento.

1. Informarse de la normativa de circulación de los países de destino

Conocer las limitaciones urbanas, interurbanas permitirán que los conductores no caigan en la trampa frecuente de la velocidad.

2. Costumbres de conducción del país visitado

Aunque los Códigos de Circulación tengan todos por misiva garantizar la seguridad vial, existen muchas formas diferentes de velar por este objetivo. Ante multitud de normas, también hay una amplia variedad de normas que se diferencian de un país y otro. Nosotros en caso de viajar fuera, tendremos que empaparnos de estas costumbres para no tener riesgos y librarnos de multas o sustos puntuales. Un buen ejemplo de ello lo vemos en Francia, donde no se suele utilizar los intermitentes para cambiar de carril y se circula a más velocidad que en España.

3. Sin olvidarse del GPS

Los navegadores resultarán fundamentales para controlar un territorio y caminos que serán completamente desconocidos, ofreciendo mayor seguridad y también menos distracciones que nos puedan llevar a multas, por intentar estar demasiado pendiente de carteles o de llegar al destino.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×