Cómo sacar el máximo partido al GPS

GPS: cómo usarlo correctamente

El GPS ha revolucionado la forma de conducir. Tanto, que ya parece imposible ver a alguien consultando un mapa de carreteras. Pero hay que saber utilizarlo correctamente para sacarle el máximo partido.

Es uno de los extras más codiciados en los coches nuevos: el navegador GPS integrado. Pero, tal y como nos recuerdan desde Abc, no son sistemas infalibles. Por eso, en determinadas circunstancias pueden llevarnos por los caminos equivocados. Y es que ante intersecciones con varias posibilidades, rotondas cuyo número de salidas no coincide con las del sistema o calles prohibidas, el GPS no siempre nos indicará bien.

Por eso, es recomendable seguir una serie de recomendaciones, que nos harán sacar el máximo partido al navegador, y llegar bien al destino.

Antes la vía que el GPS

Los navegadores GPS, antes de empezar a funcionar, lanzan un mensaje: “Respete las normas de tráfico”. Eso supone que, a fin de cuentas, la resposabilidad es nuestra. Por eso, debemos mantener la atención y siempre hacer más caso a las normas de tráfico que al navegador.

La cartografía del GPS se puede quedar obsoleta, por lo que requiere de actualizaciones. Así, evitaremos que nos guíe por calles en sentido prohibido, de acceso restringido y nos indicará todo lo que vamos a encontrar por el camino.

Mantén actualizada la cartografía de tu navegador, aunque tenga un sobrecoste y requiera tu atención y tu tiempo.

Estudia la ruta antes de salir

Hay pueblos en distintos puntos con el mismo nombre. Tanto, que en Galicia, por ejemplo, hay 4 lugares que se llaman Vigo, pero están en distintas provincias. Por eso, si vemos que el número de kilómetros no encaja, será mejor que lo revisemos y comprobemos a qué dirección nos dirigimos.

Desde Autocasion aconsejan anticiparse siempre y mantener la atención a lo que ocurre en el trayecto que estás recorriendo.

Colocación y uso correcto

Hay que prestar especial atención a dónde colocamos el GPS. Y es que éste debe estar situado estratégicamente para no reducir en ningún momento la visibilidad del conductor. De no hacerlo así, la multa podría ascender a 200 euros.

Además, debe estar siempre fijo al mecanismo oficial del fabricante, para evitar que se caiga provocando distracciones. Igualmente, se debe instalar donde no pueda taponar la salida del airbag en caso de accidente.

La ruta se programa antes de poner el coche en marcha

Tampoco es raro ver conductores manipulando el GPS mientras conducen. Eso, además de una temeridad, es sancionable. Así, podrías verte con una multa de 200 euros y perder 3 puntos del carnet.

Por el mismo motivo, conviene bloquear el uso del GPS mientras se conduce. Es lo mejor porque son dispositivos con interfaces poco amigables, que requieren cierta concentración para incluir las direcciones; una atención que no debemos quitarle a la carretera. Por supuesto, hay que seguir las indicaciones por voz sin «caer en la tentación» de mirar la pantalla y así centrarnos al 100% en el volante.

También es importante que, al salir del coche, nos acordemos de guardarlo en lugar seguro para que el GPS no quede al sol, ni sometido a altas temperaturas en el interior del coche. De no hacerlo, puede provocar daños en los componentes del sistema de navegación.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Cómo circular en las turborrotondas

Cómo cuidar tu coche en invierno

¿Se puede conducir tomando antidepresivos?

Los conductores son despistados

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×