A un paso de terminar el 2012, se empiezan a hacer por estas fechas todo tipo de balances de lo que ha supuesto el año en materia de multas de tráfico. Y aunque por un instante nos resultó una buena noticia el descenso generalizado que la Dirección General de Tráfico (DGT) ha confirmado de las sanciones por motivo de velocidad, la noticia no era del todo completa ni feliz, al afirmar que se habían incrementado este año las multas por usar el teléfono móvil.

La DGT ha impuesto este año, entre enero y septiembre, un 10,8% menos de multas de velocidad que en el mismo periodo anterior, sin embargo antes de alegrarnos más de la cuenta o ensalzar la responsabilidad y concienciación que hayan podido asumir los conductores respecto al tema de sanciones, no podemos poner galones a efectos, dado que este descenso ha sido compensado con el incremento de multas por usar el teléfono móvil al volante, cuyo aumento ha sido del 3,7%, según los últimos datos facilitados por Tráfico.

Este crecimiento experimentado sorprende más si se tiene en cuenta que el año 2012 ha sido especialmente combativo con esa negligente práctica a través de diversas campañas de cero tolerancia con los teléfonos móviles en la carretera. Sin embargo y aunque los datos nos hayan confirmado que todavía mucha gente no entiende el riesgo de conducir pendiente del teléfono móvil, la principal causa de más frecuentes sanciones, sigue siendo la velocidad con un 54% de todas las multas.

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×