La inseguridad es uno de los grandes problemas del gremio del taxi. Se sienten desprotegidos y bien es cierto que cada cierto tiempo leemos alguna noticia con trágico desenlace que tiene como escenario un taxi. Ante este "clima de inseguridad" que aseguran respirar, la Plataforma de Clases Medias para el Taxi de Madrid ha pedido a Ana Botella que les permita llevar un arma encima.

No es lo único que han reclamado. A "la posibilidad de ir armados, con la correspondiente licencia" hay que añadir un "suplemento de dos euros en el cobro con tarjeta, el cobro de equipajes, suplemento por un cuarto viajero, wi-fi en los coches o el derecho a rechazar clientes", según leemos en La Información.

Además, una petición con tintes políticos: que el Ayuntamiento de Madrid haga "como en Nueva York" y que eliminen los coches oficiales "para que los políticos del Consistorio puedan utilizar medios públicos de transporte, incluido el taxi".

¿Peticiones desproporcionadas?

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×