Los territorialismos son siempre objeto de debate entre políticos y ciudadanos. El amor y sentido de la lengua local, provoca conflictos a nivel general tanto en Cataluña, Galicia y el País Vasco, con el resto de comunidades. En esta ocasión el suceso se ha protagonizado en Pontevedra donde el Ayuntamiento ha retirado una serie de multas de tráfico por una señalización que estaba sólo en gallego.

Esta decisión de invalidar las sanciones, partió del recurso que interpuso un conductor que fue multado por aparcamiento en una zona de carga y descarga, infracción que también le provocó que la grúa municipal retirase su vehículo de la calle. El conductor en su defensa alegó que la señal de tráfico era incorrecta debido a que sólo utilizaba el gallego como vía explicativa. Una puerta que se abre para que miles de multas se recurran por motivos lingüísticos.

Medida precedente

Sin embargo pese a esta victoria del demandante y a esa posibilidad de crear un precedente con este tipo de multas, el portavoz del Ayuntamiento de Pontevedra se ha mostrado tajante, precisando que las señales no se modificarán en un principio aunque la ley en este punto sea muy clara al respecto. En toda España como indica el art. 56 de la Ley sobre Tráfico y Circulación, las señales de tráfico deben estar en español y en las CCAA con una lengua autonómica la señalización siempre debe de ser bilingüe.

Buscador de multas

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×