Tras una semana de minuciosa vigilancia a los motoristas en las carreteras, la Dirección General de Tráfico (DGT) ha concluído por determinar que el exceso de velocidad es la multa de tráfico que más se ha repetido durante estos días y el principal pecado en el que caen los apasionados de este sector

A la cabeza de las sanciones que más persiguen a los motoristas, se encuentran los excesos de velocidad en las carreteras, infracción que ha desbancado a segundo lugar a los adelantamientos antirreglamentarios que siempre habían sido una espinita en el historial de los accidentes con moto en carretera.

Como se ha comprobado tras la última campaña de vigilancia de la DGT que se inició coincidiendo con el puente de Mayo y la celebración del Gran Premio de Motociclismo de Jerez, la vigilancia exhaustiva de las carreteras, además de con Pegasus, el radar volador, se saldó con 74.210 motocicletas controladas de las cuales 1.862 cometieron una infracción. La principal responsable de las multas de tráfico, fue el exceso de velocidad que supuso un ‘disgusto’ para un total de 602 motoristas.

Del mismo modo, se puso atención y resultó también motivo de multas, al uso del casco reglamentario, que como dato optimista era mayoritario en prácticamente todos los casos, además de controles de alcoholemia y drogas en el que 35 motoristas sorprendieron con positivo en la prueba de alcohol.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×