Encontrar un sitio donde dejar el coche sobretodo si se trata de grandes ciudades, no es tarea fácil y si encima tenemos en cuenta las ‘barreras azules y verdes’ que se extienden en la mayor parte de las calles, el asunto se complica aún más. Es por ello, que el aparcamiento en la ciudad de Sevilla es el principal motivo por el cuál los conductores tienen que hacer frente al pago de multas de tráfico.

El centro con su magnífico casco antiguo se convierte en el foco principal de las sanciones de la Policía Local, un punto conflictivo donde el tráfico, los turistas y en sí el caos siempre son protagonistas. Allí aparcar el coche indebidamente no tiene perdón y es por ello que más de la mitad de las multas de tráfico por estacionamiento en la capital hispalense -el 52%-, tienen lugar en los distritos Casco Antiguo, Nervión y Triana, zonas que no son precisamente las más pobladas pero que cuentan con mayor vigilancia y más facilidades para cometer infracciones al volante.

Y aunque las multas impuestas por la Policía Local cuentan con bastante variedad al ser hasta la fecha un total de 91.098 sanciones, lo que llama poderosamente la atención es que el 80% de ellas se deben a aparcamientos indebidos. Un hecho que seguramente con la llegada de las Navidades se agrave por el volumen de tráfico y el incremento de controles típicos de esas fechas, que harán de los aparcamientos un quebradero de cabeza más, para los conductores.

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×