Las multas de tráfico más raras de la web (III)

El hecho de que nos llegue una multa siempre nos supone un contratiempo, además de por qué negarlo, de rabia porque por unos minutos o escasos segundos se nos ha ‘pillado in fraganti’ cometiendo algo que no debíamos de hacer. Pero la historia se hace más sangrante cuando estas multas están rozando el límite de lo surreal y además de causarnos el fastidio propio se convierten en las risas de nuestros compañeros o amigos que ven la situación más cercana al Club de la Comedia que a una cuestión legal. He aquí una pequeña muestra que podéis compartir con nosotros si habéis vivido algo similar. ¡Esperamos respuestas!

1. Multados por tener la placa de la matrícula inclinada

Las multas de tráfico te llegan a veces por causas de las cuáles ni reparas. No es que intentes escaquearte, es que lo ves tan absurdo en el momento que ni se te viene a la cabeza el motivo del alto. Eso es lo que les pasó a unos motoristas, que les paró la policía no por infringir las leyes de la velocidad sino por tener la placa de la matrícula ligeramente inclinada.

2. Multa por comer un Kit Kat

Sabemos que no es conveniente tener distracciones al volante y que ningún respiro es bueno. Ni siquiera el famoso Kit Kat, porque te puede salir muy caro. Esto es lo que le sucedió a un conductor que haciendo caso a la publicidad del anuncio, se tomó un respiro, es decir un Kit Kat, y fue multado. Los policías tenían un día poco dulce al parecer y al conductor se le quedó después de esto un sabor muy amargo.

3. Multa por ir afeitándose al volante

Puede que las multas ahora caigan del cielo en estos tiempos, pero hay determinados comportamientos absurdos que favorecen su imposición. Precisamente una actitud del todo irresponsable y sin sentido es lo que le valió a este conductor una dura multa económica así como seis meses de retirada del carnet de conducir al ser pillado afeitándose imperturbablemente y a gran velocidad al volante. En su defensa el conductor alegó que llegaba tarde a un curso de primeros auxilios, para más inri de la situación, hecho ‘conmovedor’ que no hizo mella en la justicia.

Si esta información te ha resultado útil, te sugeirmos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Las multas de los VTC

Se libra de la condena pese a ser pillado a 228 kilómetros por hora

La velocidad a examen

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×