¿En qué situaciones puedo utilizar las luces antiniebla?

¿Puedo utilizar siempre las luces antiniebla?

España ha estado inmerso en un temporal esta última semana llamado ciclogénesis Gabriel. Con el mal tiempo debemos extremar la precaución cuando nos ponemos al volante ya que entre otros peligros la visibilidad disminuye considerablemente.

Con el temporal, es normal que nos encontremos en la carretera con nieblas cerradas que dificulten nuestra visibilidad. Normalmente, los coches modernos ya están equipados con avanzados sistemas antiniebla pero siempre es útil recordar como se utilizan para prevenir problemas.

Las luces antiniebla sólo y únicamente se deben utilizar cuando la visibilidad es baja para que los otros coches nos vean y para ver a los demás coches. Si utilizas estas luces en otras circunstancias puede conllevarte una multa de hasta 200€.

Los faros antiniebla delanteros no son obligatorios, al contrario que las luces traseras que si lo son.

Cuando la lluvia no es lo suficientemente fuerte para encender las luces delanteras debemos evitarlas en la medida de lo posible ya que son muy fuertes y molestan a las personas que tenemos delante.

Otras situaciones en la que no están permitidas son con tiempo seco, buena visibilidad y cuando no hay niebla. Esto lo debemos evitar para no recibir una multa, pero también para no causar molestias a los conductores de nuestro alrededor ya que la luz de las luces antiniebla se intensifica con las gotas leves de los parabrisas.

Las luces antiniebla son unas luces muy brillantes que no se utilizan para tener mucho alcance en nuestra visibilidad, pero sí para ver con claridad lo que hay inmediatamente delante del coche.

Por ello, este tipo de luces no sirven para iluminar nada cuando no hay niebla y la trasera, puede confundir a los conductores cuando no hay niebla con una luz de freno.

Según el Reglamento de Tráfico, las luces antiniebla sólo se pueden utilizar cuando hay niebla, lluvia intensa, tormenta, fuerte nevada o nube de polvo, por lo que debemos tener cuidado con los despistes y apagarlas si no estamos en alguna de estas situaciones.

En cuanto a las luces antiniebla traseras sólo se podrán utilizar cuando hay niebla espesa, lluvia intensa, fuerte nevada o nubes densas de polvo o humo y también se deben apagar de la misma forma cuando las condiciones mejoren.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Conducción con hielo, nieve y niebla

Cómo conducir con niebla

Consejos para conducir con niebla

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×