Las multas de tráfico en Benidorm han caído en picado y su principal motivo reside en la vista gorda que la Policía Local ha hecho de las infracciones cometidas en este tiempo. Sin embargo la ‘huelga de bolis caídos’ surgida de la protesta de los agentes contra la bajada de pluses y complementos no se posiciona como la única razón.

La memoria policial que ha facilitado el Ayuntamiento de Benidorm no deja lugar a dudas. Y aunque esto sea una buena noticia para los ciudadanos, seguramente que desde el Consistorio se estarán subiendo por las paredes al verse perjudicadas notablemente sus arcas públicas con este descenso. El balance cifra en 19.060 el número de denuncias por realizar una infracción de tráfico como aparcar en un lugar indebido, cifra que se aleja mucho de las 31.908 multas que se llegaron a experimentar hace cinco años.

El endurecimiento de la crisis económica y el cuidado de los propios conductores para no tener que caer presas de las multas y salvadores de las arcas públicas, ha logrado que el descenso sea más que notable, sumado también a la actitud tomada por la policía, que se ha negado en este tiempo a actuar como simples recaudadores.

 

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×