Anulan multa de alcoholemia por no adjuntar los tickets del etilómetro

Con frecuencia los detalles son determinantes. Así debió pensar el agente que multó a un conductor, pero al que no entregó los tickets del etilómetro. La multa ha sido anulada.

El Juzgado Contencioso- Administrativo número 12 de Madrid ha anulado la sanción de 500 euros y la retracción de cuatro puntos del carnet de conducir que agentes de la Policía Municipal habían impuesto a un conductor, por no aportar pruebas documentales de la medición, es decir, los tickets. En estos se debe indicar la tasa de alcoholemia del denunciado, así como los márgenes de error del etilómetro y sus últimas revisiones.

El conductor había sido denunciado por conducir con una tasa de alcohol no permitida de hasta 0.50 mg/l en aire espirado. Eso había supuesto una multa de 500 euros de sanción económica, además de la pérdida de 4 puntos. En el recurso, presentado por PYRAMID CONSULTING, se solicitaban documentos que acreditaran los hechos, tales como los tickets, el certificado que acreditara el correcto funcionamiento del etilómetro, su certificado de verificación primitiva y periódica, así como los márgenes correctores que han de aplicarse al resultado. Ante estas peticiones, el Ayuntamiento invocó a la presunción de veracidad de la denuncia.

No obstante, esa presunción de veracidad no ha sido suficiente a juicio del Magistrado. La administración pudo y debería haber aportado las pruebas necesarias para demostrar que el denunciado circulaba con las tasas de alcohol que sostenían lo que, en ese caso, le habría valido una multa.

Presunción de Veracidad

Y así, se demuestra que la línea entre la presunción de veracidad de las autoridades y la presunción de inocencia de los conductores no siempre es tan fina como parece. Por eso, es responsabilidad de los agentes aportar pruebas documentales que demuestren lo que aseguran; si no, estaríamos ante un caso de vulneración de la presunción de inocencia, recogida en la Constitución Española. En este punto, no debemos olvidar que nos enfrentamos a un procedimiento sancionador que implica, precisamente, el derecho a obtener la tutela judicial efectiva sin que pueda producirse indefensión.

Por todo esto, el Magistrado ha entendido que, a la vista de las alegaciones, la Administración debió aportar la documentación a través de los tickets, para no vulnerar los derechos del recurrente.

Si esta información ha sido de tu interés, te sugerimos seguir navegando por los siguientes enlaces:

Multa anulada por margen de error no acreditado

Recurrir una multa, una práctica poco habitual

Cómo recurrir las multas de tráfico más frecuentes

Multas por alcoholemia: ¿Cómo recurrir?

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×