Despistes que se convierten en multas muy caras

Las multas de tráfico por señales

Hay despistes que salen muy pero que muy caros. Tan caros como pueden llegar a ser las multas, y eso sin contar los puntos. Hoy: señales.

Cada infracción conlleva multas acordes. Y si bien las multas de los radares se llenan los bolsillos, hoy nos vamos a centrar en las sanciones por no respetar las señales, que con mucha frecuencia conllevan pérdida de puntos y un buen agujero en el bolsillo.

¿Cuánto cuestan las multas por saltarse las señales de tráfico?

Multas de hasta 80 euros

– Cruzar una glorieta ‘por el medio’ cuando ésta no tiene ningún tipo de relieve y sólo está pintada en el suelo.

– Detener el coche encima de un paso de cebra. Independientemente de que los peatones puedan seguir cruzando; con pisar las líneas es suficiente.

– No facilitar la incorporación de otro vehículo al tráfico. Siempre que sea posible, debemos facilitarla, para no entorpecer la circulación.
– Pasar sin pagar un peaje. Las multas son de 80 euros, a los que habrá que sumar el precio del peaje en cuestión.

– Sobrepasar la línea continua sin causa justificada está sancionado con 80 euros. Aunque está permitido en algunas situaciones, como adelantar a un ciclista, en el resto de situaciones es sancionable. Si se circula de forma sistemática sobre ella la multa es de 200 euros, aunque sin pérdida de puntos.

Multas de 200 euros sin puntos

– Cruzar un semáforo en ámbar. Cuando el color está fijo, sin parpadear, es como si estuviese rojo. Así, el código de circulación obliga a detenerse. De no hacerlo sin causa justificada como, por ejemplo, evitar un choque, las multas son de 200 euros sin puntos.

– Saltarse un ‘prohibido el paso’ indicado con balizas colocadas por los agentes para cortar el tráfico.

– Circular por una vía cerrada al tráfico por un panel luminoso -aparece en él un aspa y se usa en carriles reversibles que se habilitan en las ciudades, según la intensidad del tráfico-. Si se causa peligro puede suponer también la pérdida de cuatro puntos.

– Detenerse con el coche en un semáforo, ocupando la zona reservada para motos o bicicletas.

– En zonas de obras, no detener el vehículo o no seguir las indicaciones de las señales de las personas que trabajan en ellas y que regulan el tráfico. Le denunciarán a la Guardia Civil.

Multas de 200 euros y cuatro puntos

– Saltarse un semáforo en rojo.No detenerse en un semáforo en rojo. Es la cuarta infracción por la que más se multa en ciudad, tras la multa por exceso de velocidad, la multa por alcoholemia y hablar por el móvil.

– No obedecer órdenes de los agentes. Si un coche patrulla le señala que pare o, realizando un control, le dan el alto y hace caso omiso, cometerá una falta grave y le sancionarán como tal. Además, aquí hay que matizar que, si el conductor se da a la fuga, podrían multarle con 500 euros y 6 puntos, puesto que se considera falta muy grave. Es más: podría ser delito contra la seguridad vial.

– Saltarse un ceda el paso está sancionado con 200 euros y cuatro puntos, sobre todo si, con su acción, obliga a otros conductores a dar un frenazo o a realizar maniobras bruscas.

– No respetar un stop. También aquí hay que ir con pies de plomo: no sirve sólo con parar, sino que además no se puede pisar la línea.

– No ceder el paso en una intersección regulada por un agente supone una falta grave.

– En el campo, no dejar pasar a un vehículo que circula por una carretera, cuando salimos de un camino, también se considera una falta grave.

– No parar en un paso a nivel o no ceder el paso a un tranvía en una zona urbana es una falta grave. Además, es tremendamente peligroso.

– Incorporarse a un carril de aceleración, sin ceder el paso a otros vehículos. Las multas correspondientes son de 200 euros, aunque si hemos causado peligro, la sanción también conllevarán la pérdida de cuatro puntos del carnet.

– No ceder el paso a ciclistas, peatones y animales, si así lo marcan las señales viarias. Perder o no perder puntos dependerá de la situación de riesgo provocada.

Multas de 500 euros y seis puntos

– No parar en un control de alcoholemia cuando así lo requieran los agentes es una infracción muy grave.Además, existe la posibilidad de que nos sigan, nos hagan el control igualmente y, si hay signos de haber bebido, de que nos inmovilicen el vehículo.

Los recursos de multas por señales de tráfico

No está de más recordar que, aunque nos pongan las multas, no está todo perdido. Ni mucho menos.

Se pueden presentar recursos, también cuando se trata de multas por saltarse señales de tráfico. Así si, por ejemplo, es porque nos hemos saltado un semáforo en rojo y nos ha grabado una cámara, habrá que solicitar toda la documentación del aparato, así como los certificados que demuestren que ha pasado todas las revisiones necesarias.
Igualmente, habrá que fijarse en si sale claramente la matrícula, si nuestro vehículo es el único en la foto y, también, si existe algún defecto de forma.

Por todo esto, en Pyramid Consulting recomendamos dejarlo en manos de profesionales, puesto que conocen mejor todas las opciones de recurso, así como los plazos.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Más semáforos foto – rojo en Madrid. Cómo recurrir.

El radar de los stop

Las principales faltas de los conductores españoles

Cómo librarse de las multas en zonas APR

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×