Los Pegasus son uno de los medios de control de la DGT más eficaces, con más de 1.600 multas cada mes ¿Cómo lo hacen? ¿Por qué son tan efectivos?

¿Cómo funcionan los helicópteros Pegasus para poner más de 1600 multas al mes?

Foto: Europa Press

A falta de mar, la DGT multa por tierra y por aire. Por tierra conocemos bien sus métodos. En infinidad de ocasiones te hemos hablado de los radares fijos, de los de tramo o de los móviles, con especial atención a los veloláser, esos aparatos casi indetectables. Por no hablar, por ejemplo, de furgonetas camufladas para vigilar el tráfico.

Pero si hay un aparato que funciona bien a la hora de detectar infracciones son los Pegasus. Sí es cierto que los drones de la DGT también nos vigilan desde el aire y son complicados de ver, pero su autonomía y, sobre todo, su incapacidad para multar por exceso de velocidad, los limitan. Los helicópteros Pegasus, sin embargo, no tienen ninguno de estos problemas.

53 multas al día de los helicópteros Pegasus

No es de extrañar, por tanto, que estos aparatos impongan más de 1.600 multas cada mes. De hecho, si extrapolamos los datos de 2019 (último año del que se tienen datos), se impusieron más de 53 multas cada día para sumar un total anual de 19.503 denuncias. Son más de 1.900 multas por helicóptero que tiene instalado este radar tan avanzado, hasta sumar un total de 10 unidades. La DGT, además, cuenta con otros tres helicópteros que no cuentan con este aparataje.

Así es el helicóptero Pegasus de la DGT

De toda esa ingente cantidad de multas, apenas 30 se impusieron por infracciones que no estaban relacionadas con la velocidad. Porque lo que realmente asusta de estos Pegasus es su cámara MX15 del fabricante canadiense L3 Wescam, una tecnología punta que se implementó por primera vez en un helicóptero de la DGT en 2013 y que permite detectar velocidades de hasta 360 km/h a 300 metros de altura, lo que lo convierte en indetectable para los conductores.

Y todo esto sin operar en las Comunidades de País Vasco y Cataluña

Antes de 2013, la DGT pasó años realizando pruebas para garantizar el buen funcionamiento de este sistema pero, además, la relación del organismo con el uso de helicópteros viene de lejos. En 1961 comenzó a funcionar el “Negociado de helicópteros”, como cuentan en Vozpópuli, con el objetivo de supervisar el estado del tráfico, avisar de posibles peligros y comprobar el estado de las obras.

En los años 80 empezaron a incorporar cámaras para dar fe de las multas impuestas y de esta manera hemos llegado hasta las más de 1.600 multas mensuales de nuestros días. Y todo ello sin contar que Pegasus no sobrevuela País Vasco o Cataluña, donde las comunidades autónomas tienen cedidas las competencias en materia de tráfico.

Fuente: autopista.es

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

¡Sentencia Estimada por una sanción del radar “Pegasus” de la DGT!

‘Tolerancia 7’¿Cómo conocer la velocidad real de los radares de la DGT?

¿Por dónde se mueven los 39 drones de la DGT y cómo te multan?

¿Alguna Consulta?

Icono-telefono+34 915 23 23 15

¿Desea que le llamemos?

    Formulario de contacto ofrecido por 84Digital.com