Evitar un accidente con la conducción defensiva

Qué es la conducción defensiva

Un viaje tranquilo y sin incidentes es el sueño de todo buen conductor. Por eso, es imprescindible tomar determinadas medidas, que nos hagan anticiparnos a cualquier riesgo. Se llama conducción defensiva.

La revista Autobild ha recopilado los 10 pasos que debemos seguir para practicar la conducción defensiva y libre de sustos.

Qué es la conducción defensiva

La conducción defensiva es la que busca anticiparse a las situaciones de riesgo en la carretera. De este modo, podremos evitar un posible accidente o, si esto no es posible, minimizar sus consecuencias.

Según los expertos, son un conjunto de técnicas que permiten al conductor depender de su propio comportamiento para evitar un peligro.

Cómo practicar la conducción defensiva

De acuerdo a la revista Autobild, si queremos practicar la conducción defensiva, tendremos que seguir 10 sencillos pasos:

Observar el entorno

Si queremos adelantarnos a cualquier peligro, debmos andar con mil ojos. Por eso, no debemos mirar sólo al centro de la calzada, sino también a lo que nos dicen los retrovisores y lo que puede pasar en los ángulos muertos.

Más despacio, mejor

Si circulamos más rápido de la cuenta, perdemos tiempo para reaccionar. Además, habrá más detalles que nos pasarán inadvertidos y se reducirán las posibilidades de maniobrar.

No te confíes

No sólo no debemos confiar en exceso de nuestras capacidades como conductores, sino que tampoco debemos partir de la base de que los demás usuarios de la vía lo vayan a hacer bien. En cualquier momento pueden hacer un cambio brusco de carril o saltarse un semáforo.

La distancia de seguridad

Mantener la distancia de seguridad es fundamental en la conducción defensiva. Y es que sólo manteniendo una distancia adecuada con el coche de delante y el de atrás, tendremos tiempo para reaccionar ante un frenazo inesperado.

Tu vehículo es único

No todos los vehículos cuentan con los mismos sistemas de seguridad activa y pasiva. Además, nadie como su conductor habitual sabe cómo reacciona en determinadas maniobras. Por eso, es fundamental conocerlo bien y aprovechar lo bueno y estar prevenido de lo malo.

No te quedes con las dudas

Si crees que tienes lagunas para una conducción segura, existen cursos formativos. Así, te enseñarán a reaccionar ante determinados imprevistos como el aquaplaning, una frenada de emergencia…

Recuerda lo aprendido en la autoescuela

¿Recuerdas cuánto insistían en la autoescuela en que debemos llevar ambas manos sobre el volante? Pues no era cabrichoso. Con la postura de las manecillas del reloj a las 10 menos 10 o a las tres menos cuarto, tendremos mayor margen de maniobra en caso de emergencia.

Al volante, 0,0

Independientemente de lo que diga la ley, lo mejor es no probar una gota de alcohol antes de conducir. Lo mismo pasa con las drogas y, atención, con algunos medicamentos.

No te distraigas

Ya sabes, nada de teléfono móvil y si vas a necesitar el navegador, lo mejor es configurarlo antes de iniciar la marcha.

Si esta información te ha resultado útil, te sugerimos que sigas navegando por los siguientes enlaces:

Principales fallos en el sistema de frenos

¿Cuándo es correcto adelantar por el carril derecho?

Consejos para conducir en días de lluvia

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Su navegador está desactualizado

Actualice su navegador para ver este sitio correctamenteActualizar mi navegador ahora

×